Buscar
  • Jardineros Profesionales

Ideas para proteger el jardín de fuertes lluvias



Realmente es importante proteger el jardín de fuertes lluvias, pues demasiada agua puede incurrir en la salida de moho, en la putrefacción de raíces y en la muerte de muchas de tus plantas, sobretodo de las más delicadas. Si quieres que tus plantas estén sanas después de las lluvias, echa un vistazo a estos consejos de preservación.


Una de las cosas más importantes para que tus plantas resistan las lluvias, es que dispongan de un excelente drenaje. Debemos tener en cuenta que si el agua se acumula y se estanca en la base del jardín este empapa el suelo y por lo tanto las plantas se ahogarán o pudrirán.

Ubicando las plantas en una zona inclinada podremos evitar en parte la acumulación de agua. Deberemos asegurarnos de que nuestras plantas de exterior tengan el mejor drenaje posible para ello deberemos optar por una escorrentía adecuada.


Antes o durante las temporadas de lluvias deberemos verificar si las macetas y tiestos pueden inundarse fácilmente. De ser así mejoraremos el drenaje y haremos lo que haga falta para no perder las plantas.


Compra o fabrica tus soportes de estacas


Cuando la lluvia apremia y además va acompañada de fuertes vientos, las plantas se pueden tronchar. Para evitar los efectos de estos agentes meteorológicos, en la medida de lo posible, intentaremos poner unas estacas para que las plantas no se doblen. Es importante ponerlas sin dañar las raíces de las propias plantas.

Sobretodo cuando la lluvia y los vientos vienen de lateral las plantas corren el riesgo de romperse. Para proteger a tus espacies es bueno poner algunos soportes de estacas. Pueden ser palos de madera dispuestos al lado de cada planta de manera vertical y atado a la misma.


Tapa a tus plantas


Una idea estupenda es utilizar una cubierta a prueba de agua. Esta cubierta puede ser un trozo de lona tan grande como necesiten tus plantas. También puede ser un trozo de plástico de las medidas necesarias para cuidar a tus flores más queridas.

Sobretodo se utilizan para cubrir plantas jóvenes, frágiles y delicadas pero también puedes cubrir la hierva, verduras, hortalizas y todo lo que necesites para salvarlo de las persistentes y fuertes lluvias.

Es importante poner la lona o el plástico de manera tal que quede inclinado, así el agua no se estancará estropeando la planta. El drenaje del plástico hemos de asegurarnos de que esté fuera y lejos del follaje, para no empapar las plantas.

Las plantas las podemos cubrir temporalmente, mientras duran las lluvias, con lonas. Estas lonas deberían ir sobre un esqueleto de alambre o madera, para no estropear las plantas.

Una vez que las lluvias pasen debemos quitar los plásticos o la lona y listo. Si vuelven a llegar las lluvias persistentes volveremos a poner los plásticos para que las plantas estén seguras.


Asegura las plantas más altas


Las fuertes lluvias pueden tirar, partir y tronchar hasta las plantas más altas. Por ello deberemos tener especial cuidado con las que son mayores, demasiado altas y poco seguras. Para que no les ocurra nada y tampoco a los que se encuentran a su alrededor, podemos poner un soporte de madera o de metal en el suelo.

Este soporte del material que creas conveniente debe ir clavado en el suelo de manera vertical. Después ataremos la planta alta al mismo y así la protegeremos del daño físico de la lluvia acompañada de vientos fuertes.


Otras maneras de ayudar a tus plantas


Existen otras formas de ayudar a nuestras plantas, además de asegurarlas con plásticos, lonas y estacas. Una de estas maneras es eliminar, antes de que lleguen las tormentas, los brotes y ramas estropeados y dañados.

Eliminando las ramas muertas de tus plantas las podemos hacer más aerodinámicas y así reducir el riesgo de ramas rotas, enredos y otros chasquidos.


Otra buena manera de proteger a las plantas, después de una tormenta, es asegurarnos de que no haya raíces expuestas después de la lluvia. Esta última, al erosionar el suelo puede haber dejado al aire algunas de ellas. Para recuperar estas raíces basta con añadirles compost o tierra, antes de que se sequen.

Por otro lado, si observamos que existen daños en las plantas del jardín debemos eliminar las extremidades dañadas y así evitar problemas de putrefacción. También eliminaremos las ramas, hojas o flores que estén estropeadas por algún tipo de plaga o enfermedad.


Permitir que los brotes o ramas dañados permanezcan en sus plantas solo aumentará el riesgo de problemas más graves, como enfermedades o incluso la muerte. Así que con una pequeña poda tendremos suficiente, para evitar la pérdida de muchas plantas.


Importante mantener lejos a las babosas y a los caracoles, pues durante las lluvias es muy probable que los veas merodeando por el jardín. Aunque no tenga nada en contra de ellos, para nuestras plantas son una de las peores cosas.


Otra de las cosas que podemos hacer por nuestro jardín es eliminar las malezas o malas hierbas, con la mano. Al estar el suelo húmedo por las lluvias es más fácil que las raíces de estas detestables plantas, salgan de un tirón sin romperse.

Como vemos estas son algunas de las cosas que podemos hacer por nuestro jardín y nuestras amadas plantas. Además, debemos identificar los problemas anticipadamente para que no se convierta en un problema mayor.


Fuente: https://decoracionyjardines.com/

¿Quiénes somos?

¡Somos un equipo de personas entusiastas, con muuuchos años ya de experiencia en este sector, que nos encanta nuestro trabajo y que queremos compartir contigo la pasión que sentimos por la jardinería!

JardinerosProfesionales es el lugar de encuentro de todos los jardineros y apasionados de la jardinería en general. Aquí podrás informarte de todo lo relativo a la jardinería (técnicas, maquinaria, herramientas...), leer las opiniones de otros usuarios, comentar las últimas noticias, compartir las imágenes de tus trabajos con otros jardineros ¡y mucho más!

¿Tienes alguna duda? ¿Necesitas ayuda? ¿Tienes alguna propuesta? ¿Quieres publicitarte aquí?...