Buscar
  • Jardineros Profesionales

Cultivo y cuidados de la stevia


La stevia es un pequeño arbusto de aproximadamente 80 cm de altura, de hoja perenne, originario de Brasil y Paraguay. Se trata del edulcorante natural más antiguo conocido. Las hojas son la parte más dulce de la planta y donde residen sus propiedades, entre las que destacan el aporte de dulzor a los alimentos sin elevar los niveles de glucosa en sangre y sin calorías, por lo que lo hacen el edulcorante ideal para diabéticos y personas que estén siguiendo dietas hipocalóricas.

El clima

Aunque la stevia es originaria de zonas subtropicales, se adapta bien a zonas templadas y tropicales. El cultivo requiere bastante agua (1400-1800 l/m2 al año) y no soporta sequías muy prolongadas, por lo que lo más normal es que sea necesaria la aplicación de riegos regularmente. Además es una amante del sol y el calor, con temperaturas superiores a los 13 °C  (óptimo entre los 15 °C y 30 °C), aunque resiste temperaturas extremas de hasta 43 °C. Puede soportar temperaturas entre 5 °C y 15 °C, aunque en ese caso se ralentizaría su desarrollo foliar. En lugares de inviernos fríos y con heladas, es recomendable su cultivo en interior, ya sea en casa o en invernadero.


Tipo de suelo

Los suelos óptimos para el cultivo de stevia son aquellos con un pH entre 5,5 y 7,5  de textura franco arenosa arcillosa. No tolera suelos con exceso de humedad ni suelos de alto contenido de materia orgánica, por problemas de enfermedades causadas por hongos. Para solucionar el problema de una alta humedad se puede cultivar en terrenos con pendiente o se pueden disponer drenes evitando así el encharcamiento. No son recomendables suelos salinos ni suelos muy ácidos. La planta necesita buena permeabilidad y drenaje, por lo que se recomienda que el terreno tenga buena estructura y aireación.


Época de plantación y poda

En España, se recomienda plantar en marzo, para poder cosechar al final del verano, aunque en zonas más frías se podría retrasar hasta abril o mayo, cuando las temperaturas sean algo más elevadas.


La primera poda consiste en la formación y limpieza, y se efectúa entre los 80 y 90 días tras el trasplante. Esta primera poda es muy importante para el éxito de los cortes posteriores, y se considera ya cosecha.


Riego

Se deben tener en cuenta las características de la raíz, que se distribuye próxima a la superficie. Además, la stevia es una planta que no tolera largos periodos de sequía pero que exige que el suelo tenga un adecuado nivel de humedad para asegurar su buen desarrollo, sin llegar al encharcamiento.

En aquellas zonas en donde la precipitación anual es escasa, en general es recomendable la utilización de sistemas de riego. La necesidad hídrica del cultivo es de 5 l/m2 diarios aplicados con intervalos de 3 días si el suelo es de tipo arenoso y cada 5 días si es de tipo ligeramente arcilloso. El riego se debe suspender 15 días antes de la cosecha, para no afectar al contenido de azúcares en la hoja.

El método de riego más recomendable es el riego localizado en el huerto, puesto que los requerimientos de agua son elevados y este sistema permite una eficiencia muy alta en la aplicación del riego, y el consiguiente ahorro de agua.


Cosecha

En función de la localización del cultivo, durante el año se realizan dos, tres o más cosechas de stevia (también denominadas cortes). Todas ellas deben efectuarse a 5 cm de altura desde el cuello de la planta, procurando que queden dos o tres pares de hojas. Es habitual hacerla con tijeras, requiriéndose realizar un corte limpio sin magulladuras y que las tijeras hayan sido desinfectadas antes de su uso para evitar propagar enfermedades de otras plantas. El momento oportuno de cosecha se corresponde con el inicio de formación de botones florales en la planta, pues es en este momento cuando la planta tiene el máximo contenido en glúcidos.

En España se realizan dos o tres cortes por ciclo. En el caso de dar tres cortes se tiene que tener en cuenta que el primer corte es el menos productivo; sin embargo, es determinante para el éxito del segundo y tercer corte. Este primer corte es equivalente a una poda de formación que se ha explicado anteriormente. El segundo corte es el corte más productivo. Además, el contenido de glucósidos en hojas alcanza su máximo nivel. El tercer corte representa el 35% de la cosecha. La cosecha principal (segundo y tercer corte) en España se realiza de primavera a otoño.

Además, la cosecha de la Stevia, al igual que la poda, debe realizarse durante las horas de menos radiación por lo que normalmente se efectúa por la mañana.


Fuente: https://www.agrohuerto.com/cultivo-de-stevia-en-el-huerto/

¿Quiénes somos?

¡Somos un equipo de personas entusiastas, con muuuchos años ya de experiencia en este sector, que nos encanta nuestro trabajo y que queremos compartir contigo la pasión que sentimos por la jardinería!

JardinerosProfesionales es el lugar de encuentro de todos los jardineros y apasionados de la jardinería en general. Aquí podrás informarte de todo lo relativo a la jardinería (técnicas, maquinaria, herramientas...), leer las opiniones de otros usuarios, comentar las últimas noticias, compartir las imágenes de tus trabajos con otros jardineros ¡y mucho más!

¿Tienes alguna duda? ¿Necesitas ayuda? ¿Tienes alguna propuesta? ¿Quieres publicitarte aquí?...