Buscar
  • Jardineros Profesionales

Cuidados de la planta de lavanda



La lavanda es un tipo de arbusto que se reconoce rápidamente por su característico color púrpura y violáceo, así como por su olor tan característico. Se trata de un tipo de planta formada por más de sesenta especies diferentes y, aunque el color púrpura es el más común y extendido de todos, también se pueden encontrar variedades con tonos blancos, azules y rosas.

Características generales de la lavanda


A grandes rasgos, las características principales de la lavanda van a ser los de un arbusto de clima mediterráneo. Lo que significa que tiene las siguientes características:


  • Va a necesitar recibir sol directo por lo menos durante seis horas al día.

  • Respecto al tipo de suelo que va a necesitar se trata de un sustrato básicamente alcalino (lo que implica que la tierra tenga un pH alto).

  • Así mismo, la lavanda es una planta que no tolera bien los suelos excesivamente húmedos, lo que significa que necesitará un buen drenaje para que la tierra no seiva encharque.